Recientemente hemos publicado un post sobre las jornadas para emprendedores de BizBarcelona, en este post me gustaría intentar plasmar ciertas cosas que no me gustaron durante el evento, pero no sobre el evento en sí.

El evento BizBarcelona me pareció fantástico. Que en un único lugar tengas la oportunidad de ver a grandísimos y reputados emprendendores, inversores… hablando de éxitos, fracasos y ayudas es motivador y completamente necesario para la salud del tejido emprendedor de este país.

emprender barcelona

Pero como las cosas buenas son las fáciles de decir, dejadme comentar ciertos puntos que no me gustaron de lo que percibí ese día:

1. Las Administraciones Públicas son lo que son:

Es lo de siempre, cuando tratas con una Administración Pública siempre dependes de la profesionalidad de la persona que te «toque». Nos encontramos en la situación de que algunos «profesionales» ni sabían dónde se sentaban en su mismo stand sus propios compañeros y nos enviaron a otras administraciones, cuando era un servicio que realizaba su propio organismo, pero otro departamento. En ese mismo stand, una persona muy válida, no sólo nos informó y ayudó, si no que nos llevó «de la mano» hacia la persona con la que teníamos que hablar. Exceso, defecto, ganas de trabajar, disfrutar con su trabajo…

2. No sé escuchar, sólo quiero pavonearme:

En una reunión nos encontramos con la situación de que nos «asesoraron» sabiendo sólo 30 segundos de la historia de la empresa y lo que vendemos. La asesoría fue tan «potente» que en 5 minutos ya sabíamos qué había que hacer ante una situación compleja que nos vamos a encontrar en el futuro. 5 minutos, sin escucharnos… Cracks!

3. Stands/corner muy pequeños:

Ver que ciertas empresas tuviesen una esquinita donde vender sus productos me parece una oportunidad para empresas pequeñas con pocos recursos. Pero si eres una marca reconocida creo que te perjudica dar esa imagen de austeridad. Sí, hay que estar, pero cuando se está si debe estar bien. Si no, no se está.

4. Abran paso que llegan los políticos:

Durante la visita coincidimos con la presencia del Alcalde de Barcelona. Todo un detalle pasarse, saludar… Genial! Pero lo que no me gusta y nunca me gustará es la «cola» de personas que van postrados en las espaldas de los políticos posicionados, la famosa «comitiva». Esa comitiva que lo único que parece que hagan es subir el ego del político en lugar de ayudar a las tareas del mismo, que no son pocas, por lo que a la larga nos acaba repercutiendo a todos. Mucho buitre, mucho cuervo alabando que los emprendedores son la salvación de la crisis, pero no ponen los «huevos» en la cesta del trabajo, si no en las posaderas del más fuerte.

5. Las formaciones fantásticas:

Ver en directo a grandes emprendedores, contando y compartiendo sus experiencias, fracasos y soledades es fantástico. Un «bravo» para ellos, especialmente para aquellos para los que estar en lo alto de un escenario no es su hábitat natural y pese a ello demostraron valor y coraje para compartir sus experiencias.

6. Emprendedores Mochileros:

Dejadme matizar lo del emprendedor mochilero: viene a explicar mi sensación de que muchos futuros-emprendedores no se toman en serio el hecho de emprender y esto pasa a ser un juego. Un juego en el que no hay reglas, ni tablero. Por lo que cada día se improvisa. Me ha faltado notar un sector o ecosistema más «profesionalizado». Me ha dado la sensación de ver emprendedores que son capaces de consumir horas y horas de formación en emprendeduría, formación de empresa, contabilidad, marketing… con muchas ganas de formarse, pero con pocas «ganas» de entrar a la acción. Mucho emprendedor que quiere ser emprendedor porque mola, pero no porque lo sienta; emprendedores que no quieren ser empresarios; emprendedores que quieren trabajar en bermudas, pero sólo 8 horas al día de Lunes a Viernes… OJO!! Esto es sólo mi opinión personal y puedo estar más que equivocado.

7. Zona de networking para emprendedores

No me pareció correcta ni la zona de networking ni la zona de tablones de anuncios. Se debería haber ofrecido algo más profesionalizado. Daba la sensación entre mochilas y muros con anuncios que estábamos en la Universidad. No sé cual sería la mejor manera, pero a mí no me gustó. Me hubiese gustado ver algo más profesional, donde el emprendedor sienta que va a montar algo importante, que va a requerir esfuerzo.

Lo dicho, sólo es una opinión muy personal, espero no molestar a nadie, y aún menos al emprendedor Barcelona.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?